domingo, 5 de diciembre de 2010

Actitudes que a veces olvido


El otro día hablaba en el post 10 actitudes para tiempos convulsos sobre la importancia de la suma de pequeñas actitudes para llevar, más bien que mal los tiempos que corren; o todos, que estas actitudes creo que son buenas para cualquier momento. He de aclarar que alguna de ellas me cuestan más que otras y que, en ocasiones, me faltan, me fallan o se debilitan por aquello de las dudas, de los miedos, de las incertidumbres o del cansancio.

Uno, que sabe que la vida es un largo y tortuoso camino, en el que siempre vamos a encontrar dificultades, sabe también que en algún tramo, en algún momento, nos va a intentar poner a prueba o derrotar, si no lo ha hecho ya; y sabe también que sólo manteniendo ciertas actitudes, uno transita, al menos en paz.

Hoy os dejo estas 10 palabras que resuelven la sopa de letras que dejé el otro día; 10 conductas que cuando las he seguido siempre me han proporcionado equilibrio y que cuando las he olvidado o pasado de ellas, me he sentido  vulnerable y confundido.

Solución  a la sopa de letras: Confianza, Humildad, Fuerza, Constancia, Ilusión, Empatía, Sacrificio, Alegría, Generosidad, Paciencia.


Confianza – Para creer en lo que haces aunque te digan que estás equivocado. Posiblemente quieran cambiar tu forma de actuar o modelarla; pero a veces el precio que se paga por no confiar en uno mismo y en los demás es demasiado alto

Humildad – Para reconocer cuando te equivocas y pedir ayuda aún sabiendo que muchos los entenderán como signo de debilidad y aprovecharán para debilitarte. La soberbia siempre ha sido mala compañera de viaje.

Fuerza – Para no decaer cuando todo está en contra, para aguantar la presión y manejarla de la forma más coherente posible. Para “luchar” por lo que merece la pena.

Constancia – Para que la fuerza, como en Star Wars, te acompañe. Es muy probable, seguro más bien, que no aciertes a la primera ni a la segunda o que no funcionen. La mitad de las veces es por falta de constancia.

Ilusión – Necesaria para poner toda la pasión en lo que hagas. Probablemente encontrarás muchas piedras en el camino. Seguramente pasarás por momentos en que parece estar perdida, pero mira siempre si te la hicieron perder o tu la perdiste porque no ignorar las palabras anteriores.

Sacrificio – Nada se consigue sin esfuerzo y si es así, al final, siempre se tendrá una sensación de vacío porque en realidad lo que te llega no es un resultado tuyo sino de las circunstancias. Cuando pintan bastos hay que renunciar a algunas cosas y sacrificar otras.

Empatía – Para saber que no eres el ombligo del mundo y que todos tenemos nuestros propios problemas, nuestras frustraciones; que lo que para ti no es importante para otro si lo es y que sólo entendiendo a las otras personas podrás juzgar de forma ecuánime, si es que la ecuanimidad existe.

Generosidad – La generosidad para ti y para los demás. Si solo piensas en ti, al final estarás sólo aunque te creas rodeado de gente. Todo lo que no se da se pierde.

Paciencia – En el sentido de saber esperar el momento adecuado y no precipitar decisiones por el único hecho de cambiar pensando que así se solucionan los problemas. Cada cosa, al final, encuentra su sitio: otras veces no habrá que esperar.

Alegría – Como vitamina que te “ponga las pilas” y te ayude a enfrentarte a cada día. La alegría es contagiosa y una de las principales motores para la motivación. Sonríe y transmite tu sonrisa. Los que están a tu alrededor te lo agradecerán.

Lo malo de todo esto, es que a veces estas actitudes, estas palabras me las dejo en casa. ¿y vosotros?

Feliz lunes


8 comentarios:

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Fernando:
Lo importante no es que más de un día te las dejes en casa. ¿Quién no? Lo verdaderamente importante es que habitualmente las lleves en la mochila.
Muchos no sabe ni que existen.
¿No te parece?
Un abrazo.

Economía Sencilla dijo...

Genial recopilación de conductas que todos deberíamos esmerarnos en practicar siempre, aunque como bien dices, y también señala Javier, resulta difícil -por no decir imposible- mantener siempre esta "perfección".

Pero tener estas conductas propias de lo que se ha tildado como "inteligencia emocional" o "inteligencia social", es, sin duda, el mejor camino para sentirnos a gusto con nosotros mismos, con los demás, y ellos con nosotros.

Un abrazo
Pablo Rodríguez

Fernando López Fernández dijo...

Hola Javier:

Así es, llevarlas habitualmente, al final dan mucha tranquilidad. Un abrazo

Fernando López Fernández dijo...

Hola Pablo:

Difícil, pero no imposible, siempre hay que trabajarlas aunque de vez en cuando las olvidemos. Coincido contigo en eso, cuanto más las aplicas más a gusto está uno consigo mismo.
Un abrazo

Fernando dijo...

¡Hola Fernando! Me ha sido imposible pasarme estos días y hoy me reengancho con este pedazo de post marca de la casa. Brillante en todos los sentidos. ¡Enhorabuena!

No sé con cual de todas las actitudes quedarme, porque creo que la carestía de cualquiera de ellas, el no disponer de alguna, aunque sea en una mínima parte, compromete el éxito de cualquier proyecto. Aún así creo que lo importante es saber que somos seres limitados y que hay días mejores y peores.

Cada día tengo más claro que la vida es como un partido de fútbol. Tienes derecho a que te peguen una pana en Barcelona, pero no a levantarte al día siguiente sin ganas de revancha.

Un fuerte abrazo

Fernando López Fernández dijo...

Hola de nuevo Fernando

Gracias por pasarte. Me alegro que te haya gustado. Las actitudes positivas son necesarias como dices para, al menos, no perder el norte y seguir un rumbo, sabiendo que, a veces, tenemos carencia de algunas.

Me ha encantado el símil futbolístico.
Un abrazo

Asun dijo...

Entre todas conforman una magnífica red, y cuando una de ellas falla, hay alguna otra que se ve resentida. Todas son importantes para mantener la cohesión.
A mí, como a ti, a veces se me olvidan no sólo en casa, sino encerradas bajo llave en algún cajón oculto.

Un beso

Fernando López Fernández dijo...

Hola Asun:

Todas, efectivamente están realcionadas y, al final, aunque no lo creamos unas dependen de otras, pero ya sabes...las encerramos.

Un beso

Soul Business

Gracias por visitar mi blog
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...